OPINIÓN

María Claudia Lacouture: Cuidado con el exceso de éxito

María Claudia Lacouture explicó que el exceso de éxito en la llegada de turistas puede ser contraproducente en la prestación de servicios, debido a la escasez de personal.

María Claudia Lacouture resalta que la industria del turismo se recupera a buen ritmo, algunos de los destinos de Europa, que lidera el repunte del sector, tienen cifras parecidas a las épocas previas de la pandemia. Incluso hay congestión en algunos aeropuertos, lo que ha causado muchísimos inconvenientes en los vuelos. Las aerolíneas se quejan de que faltan funcionarios debido a que los recortes de personal fueron drásticos los dos años anteriores y porque al salir Gran Bretaña de la Unión Europea los trámites de migración se duplicaron.

Si bien es cierto que se esperaba un repunte del turismo, se suponía cierta prudencia de los viajeros por la difícil situación económica mundial, que elevó los precios del petróleo, aumentó la inflación e interrumpió las cadenas de suministro internacionales, lo que se tradujo en un aumento de los costes de transporte y alojamiento.

A eso se sumó la ofensiva militar rusa en Ucrania, que parece haber tenido hasta ahora un impacto directo limitado en los resultados globales, aunque está perturbando los viajes en Europa del Este. El conflicto podrá tener importantes repercusiones económicas a nivel mundial, pero todo parece indicar que, de momento, no afectará el ánimo de los turistas como se suponía.

Hay un efecto de los viajes aplazados y deseos represados. Es hora de compensar el encierro pandémico, que fue más drástico y prolongado de lo necesario, comprensible cuando no sabíamos qué clase de virus letal atacaba el mundo, pero incomprensible cuando se mantuvieron restricciones en momentos en los que ya se había controlado la propagación y se había vacunado la población.

Se espera que la congestión aeroportuaria en Europa se agudice en el verano que se avecina. Y lo que sucede en Europa suele replicar después en otras regiones, por lo que debemos prepararnos para un crecimiento importante, lo que significa tener el personal y la infraestructura actualizados porque nuestros aeropuertos ya sufrían incumplimientos de horarios y congestiones desde antes del covid-19. La industria nacional avizora, tras varios altibajos, que en los próximos meses podrá haber un importante y sostenido crecimiento de la demanda con una vuelta a los niveles de antes de la pandemia. ¿estamos preparados?

O sucederá como en Europa que adolece de falta personal y no encuentran candidatos formados. La prensa internacional menciona el caso británico, por ejemplo, donde en los dos últimos años las aerolíneas llegaron a prescindir de 30.000 empleados y los aeropuertos y las empresas de mantenimiento y servicios redujeron en casi 70.000 su mano de obra. Volver a contratar a todo ese personal requiere un proceso de seguridad, de revisión de antecedentes y entrenamiento.

Según el último Barómetro del Turismo Mundial de la OMT en promedio los destinos recibieron casi el triple de llegadas internacionales en el primer trimestre de 2022 que en el mismo periodo de 2021. Durante el primer trimestre de 2022, Europa acogió casi cuatro veces más llegadas internacionales (+280%) que, en el primer trimestre de 2021, con resultados impulsados por la fuerte demanda intrarregional.

En América las llegadas se duplicaron con creces (+117%) en los mismos tres meses. Sin embargo, las llegadas a Europa y América siguieron siendo un 43% y un 46% inferiores a los niveles de 2019, respectivamente.

Somos optimistas de la recuperación del turismo, debemos ser prudentes y sabemos que hicimos recortes de presupuestos y de personal. No obstante, tendremos que estar atentos para que el exceso de éxito en la llegada de turistas no termine siendo un fiasco en la prestación de servicios.

Deja tu comentario

Notas de Tapa