Conexiones aéreas

Volar no es un vector para el contagio del coronavirus

Las operaciones aéreas ya cuentan con los protocolos de salubridad necesarios para retomar labores. Países de Europa y algunos Latinoamericanos son ejemplos de que el transporte aéreo es seguro y confiable.

En un webinar liderado por Felipe Andrés Gómez, director de Relaciones Institucionales de Avianca Holdings, en compañía de David Hernández, Gerente de Área para Centroamérica, Ecuador y Venezuela de la IATA; Gonzalo Yelpo, Director Legal y asesor general de la ALTA; Rafael Echevarne, Director General del Consejo Internacional de Aeropuertos; María Peralta, Directora Membership y Network de Star Alliance; y Juan Francisco Ortiz, Gerente de Aeropuertos de Avianca Ecuador, se realizó un balance sobre las operaciones aéreas en la región y el mundo.

El encuentro virtual entre estos actores del sector aeronáutico hizo un barrido sobre el funcionamiento de las operaciones aéreas en el mundo y su vital importancia para la economía de un país.

Según los expertos, el transporte aéreo en este momento es mucho más seguro que el terrestre, gracias a los protocolos de seguridad implementados. Países como España, Ecuador y gran parte de Europa, son ejemplos de que la aviación no representa un vector crucial para el contagio del coronavirus.

Basta con los protocolos de seguridad que se han implementado para evitar el contagio al momento de volar. El uso de la mascarilla, la toma de temperaturas constante, la llegada a los aeropuertos, los sistemas tecnológicos, el distanciamiento fuera de los aviones, son mecanismos ya probados en varias partes del mundo que reducen el contagio del virus”, aseguró Rafael Echevarne, Director General del Consejo Internacional de Aeropuertos.

CRISIS DEL SECTOR AERONÁUTICO

Cada día que pasa aumenta la crisis del sector aeronáutico. El cese del 98% de las operaciones en el mundo gracias a la pandemia ha puesto a prueba a un sector que pide a gritos retomar las conexiones aéreas.

“Volver a tener la confianza del viajero será un proceso largo. Recuperar las facilidades de conectividad y el porcentaje de viajeros que tuvimos en 2019 tardará aproximadamente 5 años. Es importante comenzar a reabrir las operaciones, primero domésticas y luego internacionales, para no aumentar la crisis”, indicó David Hernández, Gerente de Área para Centroamérica, Ecuador y Venezuela de la IATA.

SEGURIDAD AL VOLAR POSCORONAVIRUS

La capacidad de adaptación es una de las principales características de la naturaleza humana. Las crisis son el momento perfecto para reinventarse y adaptarse a nuevas dinámicas, y el coronavirus es un claro ejemplo de esto.

Volar no será como antes, existen nuevos mecanismos que llegaron con la pandemia para quedarse como:

  • Tiempos en el aeropuerto.
  • Mascarilla.
  • Sistemas tecnológicos que evitan el contacto con el otro.
  • Plataformas digitales para subir el estado de salud.

Notas de Tapa