En medio de la crisis

La hotelería hace un llamado desesperado

Tras tres meses sin ingresos y sin un panorama claro para su reapertura, el sector hotelero elevó un llamado al Gobierno, donde exponen cinco peticiones para evitar su naufragio.

El turismo en Colombia agoniza. Mientras sectores como la infraestructura, manufactura y comercio vislumbran la luz al final del túnel, el turismo parece flotar sin agua ni comida en un naufragio en medio del océano. Un naufragio que llegó como una ola gigantesca, llamada coronavirus, para destrozar toda la cubierta del barco y arrastrar a los botes salvavidas lejos de todos los puertos y tierras posibles.

En medio de este desastre, que ni el más pesimista pudo haber previsto, los hoteleros del país llevan tres meses sobreviviendo por medio de esfuerzos sobrehumanos para mantener sus propiedades y colaboradores íntegros. Pero las fuerzas y recursos se agotan, y todavía no hay una señal de ayuda para ellos.

Por este motivo, los gerentes de las principales cadenas hoteleras de Colombia decidieron elevar una serie de peticiones al Gobierno, para que les brinden un alivio, un poco de agua en medio del desierto, por medio de medidas diferenciales para un sector sin perspectivas claras de recuperación.

La carta se dirige al ministro de Comercio, Industria y Turismo, José Manuel Restrepo, y comienza reconociendo la labor que ha hecho en medio de la pandemia. Posteriormente, expresa la preocupación de los hoteleros frente a la incertidumbre del reinicio de las actividades aéreas, asegurando que: “Los efectos de estas medidas hacen imposible que los hoteles puedan funcionar, pero, lo más preocupante, deja a la industria en una agónica situación de la cual no sabremos si se podrá recuperar”.

Tras hacer un panorama de los efectos de las medidas tomadas para evitar la propagación del coronavirus, que se traducen en una ocupación de cerca del 2.6% y disminución de ingresos de $2.6 billones, se dieron a conocer las desalentadores proyecciones del sector.

“La ocupación nacional estimada para junio es de 7.3%; y en 2019 fue de 55.13%. Para julio es de 14.9%, mientras que para 2019 fue de 57.78% y el estimado para agosto es de 18.2%; mientras el año anterior fue de 60.22%. Lo anterior hace que la ocupación nacional estimada para el consolidado 2020 sea de 25.4%; frente 56.96% del año anterior”.

Asimismo, en la carta los hoteleros afirman que en estos meses de suspensión de actividades, han venido evaluando e implementando los protocolos de bioseguridad que les permitan volver a operar, pero “con la prohibición del transporte nacional e internacional, sencillamente no tendremos huéspedes para atender. En nuestro caso no es que la operación se haya disminuido, es que simplemente no tenemos actividad u operación alguna”.

Al ser un sector que genera 110 mil empleos directos y no tener ningún ingreso, los representantes aseguran que se necesita, ahora más que nunca, a la hotelería como una situación diferente a todos los demás sectores económicos. Por ello, y sin pretender que se revoquen las medidas de seguridad, el sector elevó una serie de peticiones de medidas que eviten el naufragio y pérdida total del sector.

1. Incremento en el subsidio a las nóminas

La primera petición es el incremento del subsidio, que actualmente es del 40%, para los 110.000 trabajadores del sector hotelero. “Este subsidio se creó para aquellas industrias que hayan decrecido en un 20% o más sus ingresos. (...) En nuestro caso los ingresos no han disminuido, sino que prácticamente han desaparecido, solicitamos se pueda estudiar la ampliación del monto de este subsidio para los trabajadores de nuestro sector y revisar algunas de las restricciones que aplican para otros sectores”.

2. Créditos con tasa preferencial

“A la fecha la mayoría de nosotros no hemos podido obtener créditos en el sector bancario dado que somos considerados un sector de riesgo alto”. Por este motivo, solicitan que el sector sea considerado como elegible para conjurar la crisis y Bancóldex pueda establecer una línea de crédito directa para la hotelería, equivalente al 10% del total de las ventas del sector en 2019, que se estiman en $14 billones. De esta forma, piden créditos para capital de trabajo con tasa diferencial y un año muerto de capital e intereses. Además, de largo plazo de pago, de cuatro a cinco años, con posibilidad de descontar de renta el 120% de los intereses.

"En nuestro caso no es que la operación se haya disminuido, es que simplemente no tenemos actividad u operación alguna”.

3. Desmonte de la sobretasa de energía

La sobretasa de energía equivale al 20% del valor total de la factura. Los códigos sobre los cuales se solicita corresponden a las actividades de alojamiento y hospedaje 551 y siguientes que tengan registro nacional de turismo y sean aportantes de la contribución parafiscal del turismo, cuyo valor asciende a $70 mil millones anuales.

4. Exención de IVA

Por un periodo de dos años, se pide que el sector de alojamiento prestado a nacionales tenga exención de IVA, el beneficio que ya existe para los no residentes.

5 .Eliminación de la retención en la fuente

Que se aplique durante el año 2020.

Adicionalmente, se solicitó contar con un panorama certero sobre las fechas de reapertura de las rutas terrestres y aéreas, pues los cambios en las mismas solo profundizarán el crítico escenario en el que ya se encuentran.

La carta fue firmada por los presidentes de Hoteles Estelar, Miguel Díez; Operaciones GHL, Adolfo Scheel; oxoHotel, Juan Carlos Galindo; Las Américas, Rodrigo Araujo; Hoteles Dann, Francisco Malo; Metro Hotel, Juan Manuel Quijano; Hoteles Decameron, Fabio Villegas; Hoteles Movich, Álvaro Nieto; Hoteles Cosmos, Alexandra Cajiao; GMH, Alejandro Morales; NH Hoteles, Oscar Restrepo; Blue Doors Hotels, Fernando Sánchez; 3c Hotels, Mario Soto; y el presidente ejecutivo de Cotelco, Gustavo Toro.

Embed

Notas de Tapa