ENTREVISTA

EM HOTELS. Andes Plaza y Cartagena Plaza tienen nuevo nombre

EM Hotels es el nuevo nombre que acompañará los hoteles de Andes Plaza en Bogotá y Cartagena Plaza.

Carlos Monroy, ahora dueño de Andes Plaza y Cartagena Plaza, dio a conocer el significado del nuevo nombre de los hoteles (EM Hotels), que acompañará a los originales, y cómo ha sido su proceso de reactivación.

Desde la última entrevista en febrero de 2020, ¿qué expectativas se cumplieron y qué cambios hubo por la pandemia?

Nosotros, dentro de la cadena hotelera que teníamos, contamos con instalaciones en Bogotá, Cartagena, y estábamos por abrir un hotel en Barranquilla. Los primeros meses de 2020 en estas ciudades fueron muy buenos, mejor de lo esperado, con récord de ventas, hasta que llegó la pandemia y todas nuestras expectativas e innovaciones tuvieron que frenarse. Como cadena, empezamos a sustentar a los empleados, a mantener las relaciones con nuestros proveedores y clientes. Nos mantuvimos en su mente y corazón a través de las redes sociales.

Durante la pandemia también tuvimos la pérdida de mi padre y ahí decidimos separar la cadena. Antes se llamaba Dorado Plaza, pero mi hermano se quedó con ese nombre y yo creé una nueva cadena en homenaje a mi padre y madre llamada EM Hotels. Yo me quedé con Cartagena Plaza y Andes Plaza en Bogotá.

¿Cómo ha sido la reactivación?

Para nosotros ha sido muy motivante, no sé si fue el mantenernos cerca a todos nuestros clientes y proveedores, pues durante la pandemia y el proceso de reactivación hemos recibido un grato apoyo de ellos. Después de tener una ocupación de casi el 80% en 2019, en septiembre de 2020 empezó con cinco habitaciones ocupadas en Cartagena y una en Bogotá. Actualmente, en Andes Plaza hemos tenido ocupación por encima del 35%, pues en la capital ha sido más difícil la reactivación, en cambio en Cartagena estamos por encima del 50%. Tuvimos que adaptarnos a las nuevas condiciones de bioseguridad, pero seguimos con la misma calidez y la filosofía de mis padres, que siempre ha sido muy exitosa.

¿Usted y su hermano tuvieron la oportunidad de escoger el hotel en la repartición de bienes?

Realmente, eran los hoteles que cada uno administraba anteriormente, entonces decidimos quedarnos con los que cada uno manejaba.

¿Por qué arriesgarse a cambiar el nombre de la cadena en estos tiempos?

Es algo sentimental, no tiene que ver con nada de políticas de mercadeo. Para mí, los grandes ídolos fueron mis padres. No solo los quise por ser su hijo, sino les tenía profunda admiración por cómo trataban a sus empleados, en cómo visionaban sus negocios, su trabajo honesto y con mucho compromiso. Son personas que han contribuido al desarrollo hotelero, del turismo y de las ciudades donde tenemos presencia. Es ese el ejemplo que yo quiero seguir, por eso imprimo en el nombre su legado.

¿En qué va a afectar el nombre a los hoteles?

Es una supra marca, no se acaban los nombres originales de los hoteles, serán acompañadas por la nueva marca.

¿Cuáles son las novedades para las agencias de viajes?

Estamos en un proceso de digitalización e innovación. Pronto tendremos página web que les permitirá a las agencias tener más facilidad de acceso a nuestra información. Sin embargo, tratamos de mantener nuestra relación personal, con contacto directo. Además, estaremos en la Vitrina Turística de Anato para acércanos aún más a las agencias de viajes.

Notas de Tapa